Las Fotos

Nunca he sido muy rica ni muy caprichosa en cuestión de tecnología.

A mis veintimedios, estaba cursando mi ciclo formativo en un instituto y me enteré que había un concurso fotográfico.

La temática eran las drogas, que incluían el tabaco y el alcohol.

Y no era necesario que fueses profesional, aceptaban hasta fotos hechas con móvil.

Por aquel entonces, las cámaras digitales acababan de salir y sus precios estaban por las nubes, así que pedí prestada una cuando tuve la idea.

Como siempre que estoy en un proceso creativo me surge una idea, me emociono y a última hora, siempre aparece una segunda, que es igual de buena, pero que debo terminar a correprisas.

Mandé mis dos fotos y, por las bases y las fotos que aceptaban, sabía que iba a ganar.

Y gané, pero el tercer premio con mi segunda idea. Esta foto:

tostadora

Reconozco que como foto es un horror, que las que me ganaron tenían más calidad pero la idea me sigue gustando. Mi “montaje“.

El premio consistía en una cuantía en material fotográfico a tu elección. Por eso me presenté, para comprarme una cámara. Creo que siempre se me ha dado bien hacer fotos, y eso que había que esperar a terminar el carrete y llevarlo a revelar.

Al ser el tercer premio, me tocaron 100€. Con los que añadiendo más euros, me compré mi primera cámara compacta. Pese a la limitación del modo automático, la aproveché al máximo.

Pero murió. Una pieza minúscula que costaba demasiado en reemplazar.

Al irme a Belgrado, abrí una cuenta bancaria que me permitía sacar dinero de cualquier cajero del mundo sin comisión y además, me regalaban una cámara compacta de 10 megapixeles.

A esta le saqué más partido porque podía tocar los ajustes. Y las ganas de hacer fotos chulas picaban cada día más.

Pero descubrí que las fotos acababan perdidas en mi ordenador o disco externo. Olvidadas.

Como lo de ser becaria en Los Balcanes era muy relajado, me abrí una cuenta de flickr y empecé a crearme álbumes con fotos que iba haciendo y retocando.

Este fue el resultado, mi flickr: http://www.flickr.com/photos/altrantran/

Pero desde que volví, el flickr está olvidado, no me gustan las fotos que hago. Me fustro, con mi compacta no se pueden hacer fotos nocturnas y cuando las intento retocar en el ordenador, me parece que les falta algo.

Así que me decidí y pujé por una cámara de segunda mano en ebay. Hace un par de semanas que la tengo, pero pese a no ser una compleja réflex, es una bridge, no entiendo todos los controles.

Así que con tiempo y una caña cámara, me leeré las instrucciones y manuales por Internet para poder ampliar mi colección de fotos de flickr.

Espero que os gusten.

Anuncios

It's your turn, If you feel like

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: