High and Painful Heels

Infiltrarme como mujer terrícola me es bastante difícil a veces. En mi planeta no hay distinción y somos unisex. Así que no hay que ser femeninas en ningún momento, sólo tienes que ser tú misma.

Aquí, en la tierra, intento ser lo más humana y femenina posible (con nivel de éxito rozando el cero) pero también reconozco que evito, lo que en mi planeta llamaríamos, extra features.

Por eso, lo de ir a las bodas lo llevo tan mal. Tacones y maquillajes. Y tacones otra vez.

Cómo ya había intentado el tema tacones y no había funcionado, fui a por tacones más bajitos que creía que podría llevar todo el evento, baile incluido.

La verdad que, como no tengo maña con estas cosas, me gusta ir a la pelu a que me peinen. Aunque sea tan aburrido. Y también tuve suerte de encontrar un vestido con el que no parecía una mesa camilla. Y eta vez vi unos zapatos de los que me enamoré. Y como llevaban un poquito de plataforma delante, parecían “llevables”. Pero no lo fueron. En la tienda se llevaban genial, pero durante la semana previa, cuando me los puse incluso para cocinar, fue un martirio.

Y, el día de la boda, podía haber sido peor pero estuvimos de pie poco tiempo. Aun así, en el aperitivo me rendí y me cogí una silla. Y me dio rabia, porque te duele tanto que no disfrutas, el dolor está inside you. Bueno, on your feet. And toes.

Y en el baile, merceditas al canto. Jo, qué diferencia. Si no hubiese sido porque la música no me gustaba hubiera estado dando brincos durante horas.

Ante estas situaciones terrícolas, me planteo dudas existenciales. En esta, concretamente tres:

1.- ¿Dónde está escrito el protocolo, la vestimenta para este tipo de eventos? ¿Debajo de la carta de Independencia de los Estados Unidos o en algún artículo de la Constitución Española? ¿Hasta qué punto influye a los terrícolas? Sinceramente, a mí me crea pajas mentales. Me siento obligada a seguir las normas. He venido a integrarme pero esta sociedad que te permite ser libre pero al mismo tiempo te juzga me enerva.

2.- ¿De verdad hay féminas (u hombres vestidos de mujer) que vayan cómodas/os con tacones? O, es más un “duelen, pero al final te acostumbras” o un “para presumir hay que sufrir y antes muerta que sencilla”. Hay algunas que dicen: “llega un momento que ya no sientes el dolor”. Me cuesta creer que se deje de sentir tanto dolor. Puedo entenderlo en un parto con epidural, pero en una boda el dolor sólo desaparece un rato después de quitarte los tacones.

3.- Y las famosas… ¿se hicieron famosas porque han nacido con el don de no sentir dolor ni hambre? Si no es así, no lo entiendo.

Y termino, en modo enfadada, con esta confesión: reconozco que la ropa queda más bonita con tacones y son tan bonitos. De hecho, viendo Yo antes de ti, me enamoré de este tipo de zapatos:

shoes
Pero estoy segura que también duelen.

Anuncios

6 pensamientos en “High and Painful Heels

  1. Miso dice:

    Yo siempre he sido de no soportar los tacones, de llevarlos 2 horas y sufrir dolor 3 días…

    Así que llevaba años sin usar unos hasta la primavera pasada, que se me antojó comprarme un par. Busqué unos que tenían extra acolchado en la planta, y además les metí una plantilla de esas de silicona para que amortiguasen mejor. Y, lo más importante, busqué un tutorial sobre cómo andar con tacones. Así aprendí que hay que cambiar el punto de equilibrio, cómo hay que apoyar los pies al caminar y que, irremediablemente, hay que caminar más despacio…

    Ahora no es que me sienta tan cómoda con ellos como con las zapatillas, claro, pero ha pasado de dolor insufrible a molestia…

    ¡Suerte con los tuyos!

    • Visitante 4576 dice:

      ¿Que me estás contando? ¿Qué hay un tutorial sobre cómo andar con tacones? eso no me lo pusieron en la bibliografía de la misión.
      Aún así, estoy en el año de quitarme de las cosas que duelen. Pero gracias anyway y me alegro que sufras menos ahora.

  2. 123jazzrb dice:

    Doler, duelen. Y es un rollo, pero son taaaan monos. Por eso todo el mundo los llevamos, nos hacemos las fotos y luego van fuera y nos ponemos bailarinas planitas o directamente chanclas para el baile. De todas formas, las bodas son incómodas por sí mismas.
    Un beso!

  3. Nisi dice:

    Yo soy antitacones… bueno, igual no tanto. Tengo unos zapatos con taconcito súpercómodos, que uso hasta para bailar, pero no voy más allá. Eso sí, hay quien me dice que eso ni son tacones, jejeje.

Say something, today is free of charge =P

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: