Archivos diarios: 12 octubre, 2013

Pero, ¿Tiene ascensor?

Como estoy ahorrando muy despacio y los precios de las casas no bajan después de la subida del verano, no tengo prisa en empezar al 100% la búsqueda de un hogar.

Estoy suscrita a fotocasa y al Idealista y las novedades me llegan al mail. Y más o menos sé lo que hay en el mercado.

Ayer fui a ver mi primera casa, una que llevaba tiempo en mis favoritos pero que no sabía si tenía ascensor.

Aproveché que había bajado de precio para llamar y preguntar y no me quedó nada claro lo que me decía la chica:

– La casa con referencia tal, ¿tiene ascensor?
– No, es que es una casa independiente
– Ya, como ponía 1ª planta…
– Si, es primera planta
– Sin ascensor (yo, usando mis dotes reformulativas)
– Si, Es que es una casa independiente (ella, erre que erre)
– Lo siento pero no entiendo el concepto “casa independiente en un primer piso”
– Te explico: tiene unas escaleritas y hay 2 puertas, una de la casa y enfrente, otra, la del vecino.

Seguí sin entenderlo pero me rendí y le dije que la vería.

Casi me arrepiento y no voy porque descubrí que está muy lejos de las zonas que me apetecen, pero allí que fuimos mi madre y yo.

Por fuera era…horrorosa. Luego descubrimos que no estábamos mirando las ventanas correctas. La fachada era vieja y descuidada pero pasable.

La puerta…muy estrecha. Si me crece más el culo tendría que entrar de lado.

Y las escaleras…un miedo de oscuro que estaba y una pendiente…Subimos cogidas a la barandilla.

La puerta estaba atascadilla y no quería abrirse.

En esos momentos yo ya pensaba: la vemos rápido, nos vamos y nos reímos de lo horrorosa que es la casa.

Pero fue entrar y me encantó la casa: 2 habitaciones pequeñitas, una habitación de tamaño normal, una cocina y un baño más grandes de lo que parecían en las fotos y comedor chiquitín. Sin apenas pasillo, todo muy arrejuntado.

Perfecta. Me enamoré. Era una casa muy vieja pero toda reformada, hasta las puertas y marcos.

Y luego nos enseño la terraza que había encima de la casa. La terraza bien, pero las escaleras…peor que las de subir a la casa. Son de esas que la gente las llama “de gato” porque parece que las vas escalando. Eso sí, de gato delgado, porque eran estrechísimas.

Total, que no me la quedo. Es perfecta, se lo dije a la chica: esto es lo que estoy buscando, pero lo de las escaleras hace que no me la quede. Si ya me caigo en plano como para subir esos peldaños con ropa para tender. O seca para bajar. Me veo bajando las escaleras con el culo.

Qué rabia, porque la casa era muy cuca. Y desde que estoy buscando no he visto nada parecido o/y asequible.

Jo.