The Big Decision 2013

La estabilidad y la máxima seguridad laboral posible han vuelto a mi vida. Y que no se vayan, que no se vayan.

A eso le añadimos que:

– La Cueva se va cayendo a pedazos cada vez más rápido

– Tener una cuenta vivienda ya no me es rentable

– Han pasado más de 2 años y me encanta vivir en España, sobre todo en Valencia. Ya no entra en mis planes (aunque no diré “de esta agua no volveré a beber”) vivir en el extranjero. O, volver a mi plantea. Es momento, como se dice en inglés, de settle down.

– Y que 33 es la edad perfecta para comprarse una casa.

¿O es una locura? ¿O no lo es?

¿Con el país en crisis? ¿Siendo una mileurista por los pelos?

¿Sin un hombre que pague la otra mitad de la hipoteca?

¿Y si me despiden? ¿Pagar durante toda la vida que me queda una casa?

¿No sería mejor alquilar? ¿Acabaré viviendo debajo de un puente?

¿Los precios están tan bajos como dicen? ¿Bajarán más? ¿O subirán?

¿Me arriesgo? ¿Yo? Pues si soy una indecisa y me da miedo hacerme adulta

Todas estas preguntas/dudas/miedos llevan un tiempo paseándose por mi cabecita.

Creo que elegir la casa, mi casa, la de “hasta que la muerte nos separe” va a ser la decisión de este año. Pero da un miedo quetecagas.

Siempre he creído en lo de tener una vivienda en propiedad, pero a veces te vienen pensamientos como que no sentirás que la casa es tuya hasta que la termines de pagar cuando seas abuela y si no tuvieras descendencia, te da la sensación que sería un derroche de dinero. Ya ves, cosas que se le pasan a una por la cabeza.

Así que te planteas el alquiler. Y sabes de gente de está alquiler y “no pasa nada”.  Viven tranquilos. Y es una opción. La gente te dice: bueno, pues pruebas, y si no te gusta, pues otra. En ese momento yo pienso: Ah no, yo por ahí no paso. Yo busco casa el tiempo que haya que buscar, pero yo, en lo que me queda de vida en el planeta, me mudo una única y última vez.

Menudo coñazo lo de mudarse. Si aún no he terminado de traerme trastos de casa de mis padres, del trastero y de casa mi tía como para hacerlo varias veces más.

La siguiente que te planteas es la de comprar. Pero claro, te ha costado la vida ahorrar unos miles euros y te das cuenta que con los precios de las casas sólo te da para la puerta blindada y una plaza de garaje. De las de líneas, por supuesto.

Y ahí estás tú, sabiendo que te has propuesto un año para encontrar casa y no es que no lo tengas claro, es que da mucho miedito.

Y preguntas a tus amigos. Ellos, que son unos soles, te contestan emails, ponen cara de atención cuando les enseñas fotos de pisos pero no pueden ayudarte a decidirte.

A ellos también les daría cosa meterse en una hipoteca a 30 años. O más.

Alguno es sincero y te dice que ni se te ocurra hacerlo. Algún compañero del curro te dice que una de las cosas que más se arrepiente es de haberse comprado una casa en la que ahora no vive (la tiene alquilada) y en la que no quiere vivir. Y los que viven en el extranjero, tienen otra visión  de la vivienda. Pero tienes en cuenta todo lo que te dicen.

Las cuestiones que tienes que tener claras a la hora de adqurir una vivienda son:

  • tienes que estar seguro que te quieres “atar” a la ciudad donde está la casa
  • te tiene que gustar de verdad la casa
  • va a ser inevitable sentirte agobiado (un poquito) con el compromiso.

Personalmente y después de mucho rumiar, tengo muy claro que me quiero quedar en España, y que quiero volver a vivir al barrio donde he crecido. Últimamente me estoy agobiando de tener que coger el coche para todo. No es una decisión a la ligera. Aunque también hubo un tempo que creí que viviría toda mi vida en el extranjero. Por eso no me termino de fiar mucho de mis “tengo claro clarísimo”.

Pero me he decidido y he empezado a empezar a buscar casa. No en serio porque primero tenía/tengo otras burocracias como buscar y pagar un seguro para mi coche y el de mis padres, renovarme el carnet de conducir,  pelearme con la declaración de hacienda… Cuando lo tenga todo finiquitado, seguiré mirando por internet y a mediados de mayo, cuando haya vuelto de mi viaje a Roma con Petra, empezaré la búsqueda de verdad.

Es la siguiente fase después de haber recogido opiniones y de tener algún que otro “visto bueno”. Fue divertido el visto bueno definitivo que necesitaba: el de la psicóloga. Llegué y le dije: “Tengo la decisión más importante que se me ha planteado en mi vida y necesito que me digas que tengo que hacer: tienes que decidir si me compro una casa o no”. Le entró la risa, claro está. Luego ya le hablé más en serio. Le planteé las opciones que había, mis ingresos, las opiniones de la gente, los múltiples miedos de meterse en una hipoteca tal y como está el percal y me dijo que los miedos eran normales y que no veía tan descabellado, en mi situación, comprar una casa.

Así que con este post:

  • Abro la veda de opiniones, consejos y experiencias personales
  • Y si no hay alguien que me haga cambiar de decisión (o todos los bancos se niegan a prestarme dinerillos)…
    ME VOY A COMPRAR UNA CASA. Sin prisa, pero sin pausa.
  • El cumpleaños del 2014 no se celebrará en La Cueva. O sí, pero que no sea porque aún esto viviendo en ella.

Ya se lo he comunicado a mi madre y no lo ve claro, pero bueno, iremos a ver sitios y hablaré con los bancos. Y a ver si tengo suerte y en las tardes libres de jornada intensiva de verano, la encuentro.

Se me pasó otra vez por la cabeza la opción original, la casa de mi abuelo que tienen en herencia mi padre y mi tío. Se me pasó por el hecho de que me vuelvo a hablar con mi padre y que era algo que podía pagar, pero no es, para nada, buena idea. Paso de marrones familiares de nuevo.

Además, ya no me gusta tanto como cuando surgió la posibilidad. Y luego está mi madre, que se lo comento y me dice:” Uy, tú ya no puedes vivir ahí, te sentirías encerrada. Tú necesitas una casa con terraza”. Y me dio la risa. Por supuesto que quiero una casa con terraza pero hay que tener en cuenta que no tengo pasta, no puedo ir buscando lujos.

De todas maneras, me he registrado en la web del Idealista, en una del Municipio y en Fotocasa y como la búsqueda en serio no ha empezado, me he permitido el lujo de fantasear  tengo una búsqueda que tiene los criterios:

Ascensor+Terraza

Y ya hay una que me encanta. Y si miras que tiene una terraza que me encanta y plaza de garaje y la comparas con las de segunda mano que hay, el precio lo veo bien. Pero inalcanzable :’-(

Y la otra, que no tiene terraza pero mucha luz, está en una avenida, y soy una tiquismiquis que se cree que puede ir descartando casas porque “la avenida es ruidosa”.

Ahora le toca al universo ayudarme un poquito. Y ya me he mentalizado que tengo dejar de viajar, de comprar y asumir que la mitad del sueldo será para pagar la casa, un cuarto para los gastos cotidianos y el resto para comida y poco más. Las pagas extras para los seguros varios y como mucho comprarme un sofá. Porque una cosa tengo clara, cuando encuentre casa, no voy a comprar nada más, voy a vivir con la mesa de camping que ya tengo, el sillón que uso ahora y poco más que ya tengo, como el lavavajillas y algún que otro mueble.

Pero sigue dando un miedo quetecagas.

Anuncios

9 pensamientos en “The Big Decision 2013

  1. Sergio dice:

    Alquiler con opción de compra. Vas ahorrando, cobrando interes en lugar de pagarlos y la compras cuando tengas ahorrado lo suficiente. Piénsalo.

    • Visitante4576 dice:

      Si, esas pintan bien y están dentro del plan, pero no hay casi nada, al menos en mi municipio =S
      De todas formas, muchas gracias por colaborar =)

    • Visitante4576 dice:

      He seguido mirando y no sé, no me convence. Todas las casas con opción a compra son muuuuuy caras. El doble de mi presupuesto =S

  2. Chitin dice:

    A ver nena, miedo da todo, o la primera vez q te pusiste al volante de un coche ibas sobrada?? pues eso.. … eso sí, hay q meterse sabiendo donde te metes. Lo q yo he vivido y estoy viviendo es q no hay q precipitarse y sobre todo pensar en el futuro, no en el presente, cosas q yo tuve en cuenta:

    1.- Hay una serie de cosas q tienes q tener muy claras, porque una vez q compres, ya no hay “marcha atrás”:
    – la zona: tienes q estar segura del sitio donde te compras la casa, porque no puedes cogerla en brazos y llevartela a otro sitio, además ahora no es fácil vender, con lo cual, elige MUY bien el DONDE.
    – las características: o sea, nº de habitaciones, ascensor, terrazas, orientación… , por ejemplo, no compres un piso más grande, por si vienen visitas…el q quiera, q duerma en el sofá del salón, hoy caminas y subes escaleras, pero eso es algo q no sabes si cambiará, se previsora…lo del ascensor es IMPRESCINDIBLE. La orientación, si le da mucho el sol o poco, puede influir en q sea un horno o una nevera, valora si eres calurosa o friolera, si hay más meses de calor o de frio….es decir, elige el COMO.

    2.- No se te ocurra invertir el 50 % de tu sueldo actual en la hipoteca, es demasiado, tienes q ponerte en el peor de los casos…lo peor sería perder tu trabajo…piensa en lo q cobrarías de paro y durante cuanto tiempo, súmale lo q tienes ahorrado…cuanto tiempo podrías sobrevivir??? no es ser pesimista, es ser previsor, así podrás dormir por las noches, sin agobiarte, porque ya tienes contemplado el peor de los escenarios. El CUANTO.

    3.- No tengas prisa, es mala consejera, siempre hay algo a buen precio, no te precipites. Ten en cuenta además q lo q hoy son “cosillas” en un futuro breve pueden ser graves defectos q te ocasionen gastar una pasta en reparaciones. No visites el piso tú sola, siempre más ojos ven más cosas. Y visitalo en situaciones extremas…mucho calor, después de días de lluvias…así ves si está bien aislado, por ejemplo.

    4.- Echa un vistazo a las webs de los bancos, están deseando deshacerse de un montón de pisos, …. otra opción son las subastas, sí, puede sonar rastrero, pero es otra opción en los tiempos q corren y hay verdaderas gangas, pero CUIDADO!!!

    5.- Calcula q los gastos de notario, apertura de hipoteca, bla, bla, bla, son unos 2000 € q en el banco no te lo van a contar, pero q te van a cobrar!!

    Y sobre todo, no caigas en los avales, ya estás viendo lo q está pasando…..lo del alquiler con opción a compra dicen q es buena opción, pero es q no sé exactamente como va :-( lo siento!

    Espero haberte sido de ayuda, de todas maneras, informate y pregunta, pregunta, pregunta!!! cuando en el banco quieran hacerte pasar por tonta, q lo hacen, te lo digo yo, diles q no te fias, q lo quieres TODO por escrito!! q visto, lo visto…

    Ah! y si no estás convencida…espera! es una decisión MUY IMPORTANTE … tómala con calma.

    • Visitante4576 dice:

      Hey, me encantan tus cosas a tener en cuenta y que casi todas las haya tenido ya en cuenta.
      Me has pillado con lo de hacer números y no usar medio sueldo.
      Pero el resto, las tengo bastante rumiadas.
      El otro día, mirando con Ágora en Internet encontramos uno que era muy mono, no lo niego, pero me echa para atrás dónde está. el barrio está bien pero no es donde yo quiro, así qué, como tengo tiempo, sin prisa.
      Y muchísimas gracias por el comentario, me hace mucha ilusión como os involucrais en esta extraterrestre =)

  3. Nisi dice:

    Yo compré en septiembre de 2007, justo antes de estallar la crisis y con los precios por las nubes. Y estoy contentísima de haber comprado. Es cierto que comprar una casa te ata a la ciudad, al barrio y al banco, pero también es cierto que te aporta cierta estabilidad, aunque sea únicamente mental.

    Yo escogí un piso de mi barrio, muy luminoso, con un balconcito y a una parada de ascensor de mis padres y (casi) nunca me he arrepentido. Piso antiguo de casi 40 años en el que invertí pasta y tiempo en reformas, pero me salió a “buen precio” y me valió la pena hacerlo así. La ventaja es que yo ya vivía en el edificio, así que sabía perfectamente cómo estaba todo y que tendría que cambiar tuberías, electricidad y hasta cambié alguna ventana. Pero también sabía que la finca estaba bien, el ascensor cumplía con la normativa y los gastos mensuales que tendría de comunidad.

    Le veo ventajas al alquiler, pero yo siempre quise tener un piso mío, un hogar propio, al que volver incluso si me fuera un tiempo fuera, un refugio si quieres llamarlo así. Y tú hace mucho que piensas en comprar, así que creo que debes hacerlo. Por eso es muy importante 1. que te guste y 2. que lo hagas tuyo. Sé de alguien que no le gusta la casa que se compró, que no se siente cómodo e intenta pasar el menor tiempo allí. Eso es lo peor. Tienes que pensar, mirar, mirar y esperar a que aparezca el sitio apropiado. Luego transformarlo y hacerlo tuyo, para disfrutar de estar en él. Para mí creo que es la clave.

    Está claro que nunca sabes qué pasará en el futuro. Esto es como cuando estábamos en COU y te decían “tienes que decidir lo que estudiarás el año que viene, porque esa decisión cambiará tu vida”. Sí pero no. Quiero decir, claro que sí, que es importante, pero que no te de vértigo la decisión, porque todo es modificable. Yo adoro mi piso (incluso las horribles baldosas setenteras que no cambié), pero fantaseo con una casita en un pueblo y un pequeño jardincillo para mis plantas, en un futuro muy lejano, rodeada de nietecitos. Pero tienes que pensar en el aquí y en el ahora, al menos en términos de qué quieres y qué necesitas. No comprar por “si me voy fuera” o por “si quiero cambiar de ciudad” puede que sea sabio, pero si te apetece, hazlo, compra. Si cambias de idea y te vuelves a tu planeta, siempre puedes alquilarlo. O venderlo. La crisis ésta de las narices no durará siempre.

    También voto por ascensor sí. Y, repito, mirar y mirar hasta encontrar. No tengas prisas ni te agobies. Yo estuve mogollón de tiempo mirando, viendo, sin decidirme, hasta que un día, cuando ya ni miraba, me enteré que vendían este piso. Y no me lo pensé dos veces. Me lancé a la piscina. Y como dice Chitin, intenta que no te avalen. Yo conseguí una hipoteca sin avales, con un trabajo temporal y comprando sola. Eso sí, eran otros tiempos y te regalaban las hipotecas. Y no te fíes de los bancos, ni siquiera si el que te hace la hipoteca intenta ligar contigo: yo la pedí a 30 años y el día que fui a firmar les hice cambiar todos los papeles porque la habían puesto a 35.

    Comprar sola tiene la desventaja de que no tienes quién te ayude en los pagos, pero también puedes limitar muchos gastos. Yo descubrí que me ahorraba una pasta en electricidad si apagaba el modem cuando no lo usaba. Y tú ya vives sola, así que ya sabes los gastos que tendrás. Así que haz números y avanti. Yo en el tiempo que he tenido hipoteca he vivido 4 meses fuera de España (y por tanto, pagué alquiler e hipoteca a la vez) y 7 meses en el paro y no tuve ningún problema. Simplemente, hay que planificar un poco.

    Ah, y un último consejo. Si buscas algo en tu barrio de siempre, habla con la gente que conoces de allí y coméntales que buscas piso. Yo el mío lo encontré gracias a una charla en la calle de mi padre con el hijo del anterior dueño. Ni le dio tiempo ponerlo en una inmobiliaria, me lo quedé yo antes!

    ¡¡¡¡Suerte en la búsqueda!!!!

    • Visitante4576 dice:

      Hey, muchas gracias por comentar.
      Ayuda un montón.
      Tendré en cuenta todo lo que me decís y que no me engañen.
      Y lo bueno, es que yo creo que sabré hacerla mía. Nunca pensé que sentiría que la casa de mi abuela sería tan mía, tan personalizada y me sentiría tan a gusto en ella que si no fuera porque se cae la pintura de las paredes y sale moho no me iría nunca.

      • Chitin dice:

        Pues si el problema es la pintura y el moho…te has planteado poner un deshumidificador??? aprovecha el calorcito q viene ahora, rasca bien las paredes para quitar el moho, pinta con una pintura especial, tiene un nombre impronunciable e irrecordable, pero seguro q San Google se acuerda… igual no tienes q comprarte una casa…

        • Visitante4576 dice:

          Lamentablemente, no tiene arreglo.
          Ya intenté al principio arreglarlo y nada, ni con pintura ni con nada.
          Es cosa de la casa, que está construida en la ladera de la montaña y a veces hay piedra y las paredes las hizo mi abuelo con lo que pudo comprar de cemento.

It's your turn, If you feel like

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: