Archivos diarios: 8 marzo, 2011

¿DIM o Feng Shui?

Hoy, como miles de gentes han hecho en esta señalada fecha, iba a escribir sobre el esperado día de hoy: el cumpleaños de mi hermano el perroflauta.

Ups, perdón, digo, el Día Internacional de la Mujer (DIM).

Yo no sé si ha sido a propósito pero he coincidido casi al 100% sobre todo lo que he leído en otros blogs sobre este día: que no es algo real además de una gilipollez. Y más falso que un amigo de Facebook.

Ojala este día desaparezca, significando que la mujer YA tiene la misma igualdad que el resto de seres humanos, es decir, los hombres. Pero mientras tanto, seguiremos celebrando este día y aguantando los días anteriores comentarios del tipo: “si eres ama de casa no cuentas como mujer trabajadora” o “las mujeres pedís mucha igualdad pero las pruebas físicas para ciertos empleos están adaptadas para vosotras”.

En fin, corramos un estúpido velo y aprovechando hablaré de otra cosa tan irreal como el día de hoy: el Feng Shui.

Siempre he oído hablar de él y no tenía claro si era una religión, técnicas de relajación o cosas o estilo de vida.

Feng shui (風水) literalmente ‘viento y agua’ es un sistema ancestral de estética chino que pretende utilizar las leyes del Cielo (astronomía) y la Tierra (geografía) para ayudar a mejorar la vida recibiendo qi positivo. Se trata de una disciplina reconocida ampliamente como una pseudociencia

Extracto de Wikipedia

Sigo sin “verlo”.
Lo único que tengo claro es que no me va a quitar el sueño.

La cosa es que he empezado a sacar de la biblioteca libros de decoración y al ver el de Feng Shui, me dije: “mmm, parece interesante, ¿Por qué no?”.

En concreto, me llevé el libro “168 trucos de Feng Shui” y en pequeñito, acabo de descubrir, añade: para una vida feliz y tranquila. Me parto.

Lo primero: ¿168? ¿No valían los básicos 10? ¿20 cómo mucho?

Y lo segundo: para una vida feliz y tranquila. Me surge la duda: si sólo sigues 84 trucos consigues una vida …¿sólo feliz?, ¿sólo tranquila? ¿o el termino medio que existe entre feliz y triste a la vez que entre tranquila e intranquila?

Aún sabiendo que no llegaría a “convertirme”, le di una oportunidad por 2 razones:

  1. tenía fotos y me servía para mi etapa de absorción de ideas
  2. si eran 168 trucos y 160 páginas (tamaño cuartilla) serían sencillos de seguir

Pues no, las fotos son de puertas y de plantas y de dibujos con gráficos con números ilustrados.

Y para seguir los trucos, primero tienes que tener una carrera y un máster (especialidad Feng Shui, por supuesto) para entender los conceptos: flujo chi, número Kua, brújula Lopan, orientación nien yen, periodos 7 y 8 (al resto ni los nombra), estrella volante, que hacer si las escaleras de tu casa crean conflicto…

Aclaraciones varias: he puesto muchos links para demostrar que los conceptos existen (no me los he inventado) y no me hago responsable de lo que dicen, no me los he leído (modo sinceridad on). Y para los autores, perdón si se sienten ofendidos por opinión del tema.

Y me rendí cuando me leí los títulos de los consejos 7, 8, 9 y 10:

7 – Un espejo que refleja la puerta principal trae hostilidad a la casa

8 – Los espejos que reflejan la cama provocan la intromisión de terceros en el matrimonio

9 – Los pasillos largos provocan problemas entre hermanos

10 – Las habitaciones enfrentadas pueden llevar a malentendidos.

Que me hizo pensar: “jo, mi hermano y yo nos llevamos fatal y el pasillo es larguísimo, puede que sea cierto”.

Pero también me hizo pensar que para conseguir llevar a rajatabla todas las pautas de esta religión (o lo que sea que sea), necesitas 3 vidas y media y luego una más para manejar los posibles cambios que se produzcan en torno a la casa y que no dependan de ti, por ejemplo, si tu vecino pone plantas en su balcón o te construyen un edificio enfrente y la silueta del tejado crea “flechas envenenadas” externas o shar chi (copiado tal cual del libro).

En fin, con 30 años, ya no me da tiempo a amueblar la casa que aún no tengo siguiendo esta técnica. Al menos, tengo la seguridad que si no tengo una vida feliz y tranquila puede que sea porque algún mueble está mal puesto, jeje.

Y para terminar, lo que me hizo reír a carcajadas. Descubrí la razón de mi soltería. Escaneada y colgada, espero que también os divierta.


Anuncios
Anuncios